Santuario de La Quemada (Chicomoztoc)

“Templo de La Quemada (Chicomoztoc)”. 1er Paso Cenital: 4 de junio. Latitud: 22.6, Zacatecas.

Cronología: 1600 años de antigüedad.

Significado: El término hace referencia a los restos quemados encontrados en el lugar al extraer piedra para la construcción de la hacienda. El nombre original de este lugar se desconoce, lo que se sabe gracias a la investigación arqueológica es que el sitio en efecto fue incendiado y abandonado. Antiguamente se le conocía como Cerro de Los Edificios, Cerro de Chicomoztoc o Cerro de Las Serpientes.

Contexto: Los antiguos habitantes de La Quemada se establecieron en el Valle de Malpaso, actual territorio del municipio de Villanueva al centro sur del Estado de Zacatecas. La ocupación prehispánica se presentó entre los años 350/400 al 1150 de nuestra era, teniendo su máximo apogeo entre el 600 al 850 d.C. Convirtiéndose en un centro rector que logró concentrar en su entorno 220 asentamientos con funciones y tamaños distintos. La Quemada representa el asentamiento monumental más relevante en el centro norte de México por su arquitectura. En el lugar existe un gran salón de Columnas con su plaza, una cancha para el juego de pelota grande en forma tradicional de “I”, y un basamento piramidal denominada pirámide Votiva. El resto del cerro fue adecuado con grande terrazas para nivelar y construir varias plazas y grande salones. La red de calzadas prehispánicas que comunica con los asentamientos menores a su alrededor es una manifestación de su poder y control, por las cuales circulaban los tributos y recursos que sostenía a la población así como las procesiones para honrar a sus deidades.

Dada la distancia existente entre La Quemada y el centro de Mesoamericana, esta zona arqueológica ha sido objeto de distintas interpretaciones por parte de arqueólogos, quienes han intentado correlacionarla con distintas culturas.Algunos han pensado que este lugar pudo ser el legendario Chicomoztoc. Pero se conviene que en términos generales la región ofrecía recursos naturales abundantes por lo que debió ser ocupada o habitada por diversos grupos nómadas a lo largo de varias etapas, pudiendo ser en un momento dado un lugar que tuvo influencia de la cultura de Teotihuacán, para luego pasar a ser un emporio tolteca que fungía como bastión contra chichimecas intrusos, y más tarde se convirtió en un sitio Caxcán o, simplemente, en capital de todos los grupos indígenas asentados al norte del rió Santiago

En 1615, Fray Juan de Torquemada identificó a La Quemada con uno de los lugares visitados por los mexicas durante su migración hacia la cuenca de México, donde dejaron ancianos y niños. Clavijero, en 1780, asoció este lugar con Chicomoztoc, donde los mexicas permanecieron nueve años durante su viaje al Anahuac. Esta especulación dio paso a la tradición popular que identifica a La Quemada con el lugar mítico llamado “Las Siete Cuevas”. Los trabajos arqueológicos efectuados en esta zona a partir de la década de los ochenta, han permitido precisar que La Quemada se desarrolló entre 300 y 1200 d. C. (periodos Clásicos y Posclásico Temprano) y que fue contemporánea a la Cultura Chalchihuite, caracterizada desde los primeros siglos de nuestra era por una intensa actividad minera. La Quemada, Las Ventanas, Ixtepete, varios asentamientos mayores en Los Altos de Jalisco y el centro norte de Guanajuato formarían una red de intercambio vinculada a Teotihuacan (350-700 d. C.), que se extendía desde el norte de Zacatecas hasta la cuenca de México.

Es posible que los nexos establecidos por los teotihuacanos se dieran con las élites locales de los centros ceremoniales de dicha red o bien por la alianza de varios intermediarios locales o porque pequeños grupos de mercaderes teotihuacanos, residentes en esos centros, eran quienes aseguraban el flujo de los diversos recursos y productos, como minerales, sal, conchas, plumas, obsidiana y peyote entre otros.

Acceso: La zona arqueológica de La Quemada se localiza 56 kilómetros al sur de la ciudad de Zacatecas. Partiendo de la ciudad capital se toma la carretera federal 54, México-Guadalajara, rumbo a la población de Villanueva, se continúa sobre la carretera en el crucero Zacatecas-Villanueva-Jerez, pasando posteriormente por la comunidad de Felipe Ángeles. Sobre la carretera Zacatecas a Villanueva se encuentra el entronque de La Quemada (Se anuncia como Ruinas de Chicomoztoc). De este crucero de ingresa a 2.500 kilómetros para encontrar la caseta de ingreso a la zona arqueológica.

Servicios disponibles: La zona arqueológica cuenta con estacionamiento, sanitarios, el Museo Arqueológico de La Quemada (Administrado por el Gobierno del Estado de Zacatecas), una unidad de servicios al visitante y guías de turistas gratuitos denominados “Tenanches”.

Horarios: Lunes a domingo, de 9 a 18 horas. 

Costo de acceso: Entrada general: 60 pesos

Contacto: Mtro. Carlos Alberto Torreblanca Padilla. Coordinador de la Zona de Monumentos Arqueológicos La Quemada.

Fuente: INAH

***

“A la gloria de esa antigua sociedad de grandes poetas, matemáticos, filósofos y guerreros que añoraban una vida entre Flores y Cantos y una muerte al filo de la obsidiana”

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s